Filth, el sucio (2013)

Ficha técnicafilth

Título original: Filth

Año: 2013

Director: Jon S. Baird

Guionista. Jon S. Baird

Reparto: James McAvoy, Jamie Bell, Eddie Marsan.

Duración: 97 min

 

 

 

 

- ¿Por qué te hiciste policía? 
- Por la opresión policial. 
- Querías combatirla desde dentro. 
- No, quería ser parte de ella.

Mi primera publicación va a empezar con una buena dosis de contenido no apto para menores de 18 años.

Resulta que hace dos semanas fui a ver la película Múltiple, tenía bastante curiosidad por verla y terminó decepcionándome un poco. Lo que realmente me llamó la atención de ella fue el protagonista, el actor James McAvoy, que interpreta a un joven con un trastorno de identidad disociativo.

Su papel me cautivó y sin duda su notable interpretación sacó adelante la película. Curioseando su perfil en Imdb.com, vi algunas fotos en la galería, entre ellas una de la película Filth, que hizo en 2013. Así que un jueves por la noche me puse a mirar la película, y sin lugar a dudas puedo decir que McAvoy es un actor con mucho talento.

Filth (Filth, el sucio) es una película de comedia y drama al mismo tiempo, que relata el día a día de Bruce Robertson (James McAvoy), un policía corrupto, un trepa que está dispuesto a putear a cualquiera de sus compañeros de trabajo con tal de conseguir su ascenso como inspector de policía. Los hechos se sitúan en Edimburgo, Escocia (Lugar natal del actor). Pero el protagonista no se queda corto, no solo es un cabrón cualquiera, es El cabrón. Y por si fuera poco, McAvoy tuvo que meterse en el papel no sólo de un ególatra ambicioso, sino de un demente cocainómano, machista, pervertido y además con posibles problemas de esquizofrenia. Así pues, la película está plagada de sexo y drogas. Quien no adivinaría que se trata de una obra adaptada al cine escrita por el escritor escocés Irvine Welsh (Trainspotting).

MV5BMjMzNzQ0MjUxM15BMl5BanBnXkFtZTgwMTYxMjI2MTE@._V1_SY1000_CR0,0,1503,1000_AL_.jpgJames McAvoy en Filth, el sucio (2013)

Sin embargo, el antagonista (vamos a llamar las cosas por su nombre) no es de hielo, el hombre que no parece querer a nadie más que así mismo, tiene una debilidad por la cual todavía le da un sentido a su triste vida, su ex-mujer Carole (que aparece en varias escenas de la película en las visiones de Bruce) y su hija.

La película empieza introduciendo a Carole como la esposa que todo hombre desea, con un alto nivel de sensualidad, lo que se aproxima más a una fantasía sexual. Por otro lado, la película también empieza con una escena de violencia de un grupo de adolescentes Punk-skinheads frente a un joven japonés al que asesinan en un túnel.

Así pues, la historia gira en función de la búsqueda de los asesinos del joven. De allí se empieza a mostrar el ritmo desenfrenado de vida del protagonista, al cual le asignan el caso.

No os voy a mentir, cuando empezó la película creí que no valdría nada, que era otra película pretenciosa, un quiero y no puedo, pero me equivoqué.

Si se le puede asemejar algún personaje de otra película, podría decir que Jordan Belfort (El lobo de Wall Street) sería su hermano gemelo…pero con más dinero, muchísimo más dinero.

Me centro mucho en el personaje porque principalmente es el elemento más importante de la película. Carismático y repulsivo al mismo tiempo. No cabe decir que la película generalmente es genial y está muy bien planteada.

filth.jpgJames McAvoy en Filth, el sucio (2013)

Por otro lado, la película parece haber generado una división de opiniones en cuanto al tema de las drogas y el sexo. Algunos podrían pensar en que la película glorifica las drogas, como también podría decirse de Trainspotting. Pero teniendo en cuenta las consecuencias del protagonista y la sobreinformación que tenemos sobre ello, no es necesario generar polémica. Simplemente observando y viendo la evolución del protagonista a lo largo de la película veremos que los hechos hablan por sí solos.

Analizando las interpretaciones del reparto, tanto McAvoy como el resto de actores hicieron un trabajo excepcional. Debo destacar también la actuación del actor Eddie Marsan, quien interpreta al mejor y único amigo de Bruce, un inocente, parado y más bien ingenuo hombre con dinero que no es capaz si quiera de seducir a su propia esposa.

Desde las alucinaciones del protagonista  hasta su acoso por teléfono de la esposa de uno de sus mejores amigos, Filth es un desfase que empieza en la cumbre del narcisismo del protagonista y termina…no diré como termina, solo diré que el que juega con fuego se acaba quemando.

Como conclusión, encuentro que es una película que vale la pena ver. Entretenida, divertida y dramática al mismo tiempo. No hay duda de que es una película muy infravalorada, tanto ésta como los actores que aparecen en ella. Hasta que no busqué en la filmografía de James McAvoy, jamás supe de su existencia y puedo decir que pasé un buen rato viéndola.

100% Recomendable y si os gustó Trainspotting, ésta no os decepcionará.

A continuación os dejo el tráiler de la película, para haceros una idea:

Enlaces: http://www.imdb.com/title/tt1450321/?ref_=nv_sr_1

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s